lunes, 8 de febrero de 2010

lgunas estrellas fugaces se deslizaron de improviso...


«Algunas estrellas fugaces se deslizaron de improviso, describiendo en el cielo la parábola de un cohete monstruoso.
-¡Mira -dijo Bouvard-, mundos que desaparecen!
Pécuchet prosiguió:
-Si también el nuestro hiciera una cabriola, los ciudadanos de las estrellas no se conmoverían más que nosotros en este momento. Este tipo de ideas aplastan el orgullo a cualquiera. ¿Cuál es la finalidad de todo esto?
-Tal vez no haya finalidad.
-Sin embargo...
Y Pécuchet repitió dos o tres veces "sin embargo", sin encontrar nada más que decir.
-¡No importa! Me gustaría saber cómo se ha formado el universo.»

(pág. 72)


"Bouvard y Pécuchet", de Gustave Flaubert
Ed. Montesinos, Barcelona, 1993
Traducción de Margarita Latorre y Mónica Maragall
+

6 comentarios:

kurubeta dijo...

el texto más moderno, "actual", de Flaubert, por la sensibilidad ke comparte con nuestra époka, ya su condición póstuma id e obra inakabada es todo un sello de su pertenencia a los ultimos tiempos...
Aunke su masterpiece es
La educación sentimental...a pesar de los pesares...:)

Marina dijo...

qué bueno esto. Flaubert entra dentro de mis preferidos e iré detrás de esta recomendación, sin dudas, aunque, sin embargo, la educación sentimiental, cómo esperar más!

salut!

marichuy dijo...

Ever

En efecto, este es un texto, que, al menos ante mis ojos, luce como de un Flaubert distinto.

Saludos

Andromeda dijo...

Desde tiempos inmemoriales se tiende a filosofar sobre estas cuestiones, pero tampoco conocía esta faceta flaubertiana, Ever, gracias por compartirla.
Me encantó la portada.
¡Un saludo!

N. dijo...

tal vez no importa realmente, o si?
beso

Mafalda dijo...

...

¡Vale!, le adré tiro.

Saludetes.

Mafalda